Junio 27, 2017 11:21 am

Baner Header 728 x 90
Baner Header 728 x 90
Baner Header 728 x 90
Baner Header 728 x 90
Baner Header 728 x 90
Baner Header 728 x 90
Baner Header 728 x 90
Baner Header 728 x 90
Baner Header 728 x 90
Baner Header 728 x 90
Baner Header 728 x 90
Baner Header 728 x 90
Baner Header 728 x 90

El Faro de Mazatlan antecedentes

  Lo que actualmente es conocido como el Faro de Mazatlán
en realidad es una isla

>>> Los mazatlecos lo posicionamos como el primer faro natural más alto del mundo en operación y, cuidado si nos contradice; al desplazar por ya no estar en uso al Faro ubicado en el Peñón de Gibraltar

>>> No hay certeza sobre cuando se procedió a ubicarlo en la cima del Crestón, en general se acepta que debió realizarse hacia 1828


Del: Archivo de Mazatlán Interactivo

“Los mazatlecos tenemos en el faro instalado en el Crestón a uno de nuestros máximos orgullos”.

Hasta hace algunos años era común escuchar la afirmación de que el Faro ubicado en la cima del Crestón, con sus 157 metros sobre el nivel del mar, era el segundo más alto del mundo, de los instalados en una formación natural. Ciertamente, nuestro faro no es destacable en función de la antigüedad de su instalación, ni por el estilo arquitectónico del edificio que lo alberga. Aunque no hay certeza sobre cuando se procedió a ubicarlo en la cima del Crestón, en general se acepta que debió realizarse hacia 1828.

A esa fecha, se llega porque ese año se cambió el embarcadero del área de playa norte (conocida por eso también como puerto viejo) hacia la playa sur. En las crónicas antiguas no se menciona la existencia de faro alguno, mientras el alije se realizaba en la bahía de San Félix; en cambio, por ellas sabemos que desde 1792 se dispuso la existencia de un puesto de vigía en la cima del cerro de la Nevería. La primera evidencia de existencia del faro en su ubicación actual la proporciona un mapa elaborado hacia 1840 por Duflot de Morfas para la obra “Exploration du Territoire de l´Oregon, de Californies et de la Mer Vermielle” (Atlas, Paris, 1844).

Como el de la legendaria Alejandría, nuestro faro estaba en una isla. A diferencia de otros Faros, aquí no hay información precisa sobre su funcionamiento antes de la construcción del edificio en 1892. Lo que hay son presunciones respecto a las técnicas utilizadas para dar la iluminación requerida y los soportes que debieron usarse, según las necesidades planteadas por la evolución tecnológica. La carencia de datos al respecto pone de manifiesto el escaso interés que, durante el siglo XIX, despertaba el faro entre los mazatlecos.

Luego entonces, la versión sobre su presunta significación mundial no se originó en esa época. Si el nuestro era el segundo faro más alto ¿dónde estaba el primero?… La respuesta tradicional más generalizada, igualmente sin aparente respaldo documental, lo ubicaba en el Peñón de Gibraltar.

Hoy, en el sitio oficial del municipio de Mazatlán, en la red de internet, se afirma “después de muchas discusiones e indagaciones al respecto, con sus 157 metros de altura, (el Faro sobre el Crestón, cerro donde se ubica) se sitúa como el primer faro natural más alto del mundo en operación; al desplazar por ya no estar en uso al Faro ubicado en el Peñón de Gibraltar, que con sus tres puntos dominantes, a los que se conoce como Middle Hill, Signal Station y O´Hara Tower, alcanza una impresionante altura de 425 mts. sobre el nivel del mar”. De esta manera, casi por decreto oficial se pretende establecer como cierta la versión que, como rumor empezó a correr desde hace tiempo.

En abono a lo ahí señalado, efectivamente, no hay fuente verificable que indique la presunta existencia del “faro del Peñón de Gibraltar” en alguno de los tres puntos indicados. Es más, en la Enciclopedia Británica, en su edición de 1947 (misma de donde se obtuvo la información citada sobre la altura del Peñón), se puede apreciar una fotografía en la que aparece en primer plano un faro, a unos cuantos metros sobre el nivel del mar, con la montaña del Peñón de Gibraltar de fondo. No hay, pues, información disponible sobre si estuvo o no en uso, alguna vez, un faro sobre esa cima. El dato de la altura de los puntos más elevados no tiene ninguna relevancia, mientras no se dilucida si hay o hubo un faro en alguno de ellos.

Por cierto, el texto sobre el faro publicado en el sitio oficial del ayuntamiento en realidad está tomado fundamentalmente de un ensayo escrito hace dos años por el M.C. Sergio Octavio Valle Espinoza, ex Presidente  del Consejo Ecológico de Mazatlán (CEMAZ), cabe destacar, que realizó ese trabajo con el objetivo de sustentar su propuesta para declarar “monumento natural” al Crestón, no tanto para dilucidar la ubicación del faro entre los más altos del mundo. Aunque, en uno de los capítulos ofrece la información que recabó sobre las alturas del Peñón y de otras montañas costeras llamadas: Faro, como el de Fonfría, en España, más alta todavía que Gibraltar. Sin embargo, no pudo corroborar que en esas elevaciones hubiera instrumentos de iluminación marítima. Por si las dudas, tras un recuento de las dimensiones de los faros americanos, Valle Espinoza sólo concluye que el del Crestón es el más alto en América.

Nosotros, como medio, solamente informamos lo que se ha documentado al respecto de nuestro faro, y aunque tenemos información que contradice todo lo aquí consignado, nos gustaría que desde la óptica de nuestros lectores, sean estos mazatlecos o no, fortaleciéramos la información de los antecedentes y de la altura de nuestro, eso sí, queridísimo Faro de Mazatlán, el más alto del mundo. Sí señor… Ohhh No….

 

About The Author

Related posts

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.